Inicio > Salud > Dieta y sedentarismo elevan cifras de diabéticos

Dieta y sedentarismo elevan cifras de diabéticos

La falta de ejercicio y la ingesta de alimentos inadecuados son los factores que disparan la diabetes

A las 5:30 de la madrugada, aún los rayos del sol no se muestran en el horizonte, pero ya Jesús hace su tercer viaje al baño a orinar. Después pasa a la nevera a tomar agua para tratar de saciar esa sed que nunca pasa. A media mañana decide acudir al oftalmólogo por estar presentando problemas de visión.

Mary Isabel González, la especialista en ojos, le dice que su problema parece ser hiperglicemia: "esos síntomas que describes son conocidos como las tres P: Poliuria, Polifagia y Polidipsia, en otras palabras, excesivas ganas de orinar, comer y tomar agua".

Jesús, de 39 años, una persona que según sus propias palabras siempre fue gordito, con antecedentes de diabetes en su familia, trata de asimilar qué significa ser diabético y cómo vivir con ese mal.

Para Roberto García, médico internista y creador de la Fundación de Diabéticos de Paria (Fundiap), el gran problema de los carupaneros, los parianos y el resto de los orientales es el sedentarismo y la obesidad. "Somos un pueblo con demasiada gente gorda, que no se alimenta como debe ser y eso a la larga causa problemas metabólicos que afectan gravemente su vida".

Números locales
En la consulta médica de la Fundación se atienden aproximadamente 10 pacientes diarios los días miércoles y jueves, comenta Zenaida Gómez de Ruiz, enfermera desde hace 32 años y con 17 años trabajando en la Unidad de Diabetes Dr. César Marín Mata. "Durante el año 2006 registramos y atendimos unos 1.700 pacientes, y ya en lo que va de este año hemos tenido 57 nuevos ingresos de los cuales siete son juveniles e infantiles", comentó la enfermera.

La Unidad fue fundada a principios de la década de los 90, ante la necesidad de atender a la gran cantidad de diabéticos que en esa época eran chequeados por la consulta de medicina interna. En algunos casos había que esperar hasta cuatro semanas para ser atendido. "Al principio comenzamos en el segundo piso del hospital Santos Aníbal Dominicci, luego nos mudamos al área que ocupamos actualmente la cual ya es insuficiente", comentó Gómez.

Caminar y comer
La mejor forma de mantener los niveles óptimos de azúcar en la sangre es teniendo una dieta balanceada y caminar por lo menos una hora al día al paso normal de la persona.

Esta actividad se recomienda realizarla en las tardes a una temperatura fresca, teniendo cuidado con la escogencia del calzado, ya que una de las partes del cuerpo que debe ser vigilada son los pies.

Las personas con diabetes tienen un riesgo significativamente mayor de amputaciones de los miembros inferiores. Estos procedimientos son unas 15 veces más frecuentes entre las personas con diabetes que entre las personas normales

Asumir y extender
Contrario a lo que mucha gente piensa, la vida de un diabético no termina al momento de conocer su diagnóstico. En un primer momento, tal vez piense que su estancia en este planeta está próxima a terminar, pero luego de obtener información, apoyo de sus familiares y amigos, estará listo para afrontar una nueva etapa en su vida. Esa fue la conclusión a la cual llegó Jesús, luego de ser diagnosticado como uno de los muchos enfermos de diabetes que hoy existen en la zona de Paria.

Promueven campaña mundial contra mal metabólico
El Día Mundial de la Diabetes se celebra el día 14 de noviembre de cada año, y se trata de una iniciativa de la Federación Internacional de Diabetes (FID) y la Organización Mundial de la Salud (OMS), como campaña mundial para aumentar la concienciación sobre la enfermedad.

La acción empezó en 1991 en respuesta a la preocupación sobre la creciente incidencia de la llamada “enfermedad dulce” en todo el mundo. Este año el tema escogido es diabetes en niños y adolescentes, por las alarmantes cifras que se manejan ya que está creciendo al ritmo del 3% por año, y a un impresionante 5% por año entre niños en edad preescolar.

Extendido
Se estima que 70 mil niños de menos de 15 años contraen diabetes tipo 1 cada año (al menos 200 niños al día).

La enfermedad tiene un impacto único en los niños y sus familias. La vida diaria del niño se ve alterada por la necesidad de monitorizar los niveles de glucosa en sangre, tomar medicación y equilibrar el efecto de la actividad y la ingesta realizadas.

Además, la diabetes puede interferir en el desarrollo normal de las tareas propias de la infancia y la adolescencia, incluidos el buen seguimiento escolar y la transición a la vida adulta. Desdichadamente, no existe forma de prevenir este tipo de diabetes, a diferencia de la tipo 2.

No obstante, se recomienda que los jóvenes o niños lleven un estilo de vida saludable, procurando una dieta balanceada y realicen actividades físicas ya que esto los hará obtener una mejor calidad de vida y evitará las complicaciones que pueden aparecer.

Pacientes deben vigilar al máximo sus pies
El llamado "pie diabético" constituye una causa importante de morbilidad en los pacientes que padecen diabetes. La afectación vascular, neuropática y la infección son los tres componentes que hacen al pie susceptible de padecer graves lesiones.

Sus efectos son tan devastadores que en Estados Unidos, la diabetes supone casi la mitad de las amputaciones no traumáticas. La gangrena de las extremidades es 53 veces más frecuente en hombres diabéticos y 71 veces más elevada en mujeres diabéticas que en la población general.

Las lesiones en el "pie diabético" no ocurren siempre por falta de circulación sino por la neuropatía diabética o afectación de los nervios debido a la diabetes. Las neuropatías llevan a deformidades y a pérdida de la sensibilidad en el pie conllevando a la aparición de muchos problemas.

A tener en cuenta
La diabetes es un grupo de enfermedades metabólicas que se caracterizan por hiperglucemia (elevación de la glucosa o azúcar en sangre) como resultado de defectos en la secreción de insulina, la acción de la insulina, o ambas alteraciones.

La elevación continua de la glucosa en sangre en pacientes diabéticos se asocia con complicaciones en los ojos, riñones, nervios, corazón y sistema circulatorio (arterias y venas del cuerpo).

Los pacientes diabéticos presentan anormalidades del metabolismo de los hidratos de carbono, proteínas y grasas, como resultado de la acción deficiente de la insulina, generalmente debido a que el páncreas no la secreta en cantidad suficiente o porque la insulina no lleva a cabo su función de manera adecuada (introducir la glucosa en las células).

Los síntomas son: poliuria (incremento de la frecuencia de orinar); polidipsia (mucha sed o sentir la boca seca); polifagia (mucha hambre) y también visión borrosa.

La diabetes se clasifica en tipo 1 y tipo 2. La tipo 1 era llamada anteriormente diabetes de la juventud o diabetes dependiente de la insulina. Es provocada por una destrucción (inmunológica) de las células productoras de insulina del páncreas. Los pacientes con este tipo de diabetes deben aplicarse insulina y de no hacerlo, pueden ser propensos a presentar un coma diabético. Por esta razón el tratamiento desde el momento del diagnóstico es con insulina en inyecciones subcutáneas.

La tipo 2 era llamada diabetes del adulto o diabetes no dependiente de la insulina. Es la forma más frecuente de diabetes y se presenta como resultado de una resistencia a la acción de la insulina con una secreción insuficiente de la misma por el páncreas. Los pacientes con diabetes tipo 2 suelen permanecer sin diagnóstico entre 5 a 10 años.

El riesgo de padecer diabetes se incrementa con la edad, la obesidad, la falta de ejercicio físico, hipertensión arterial y dislipidemia (elevación de las grasas en la sangre, como son el colesterol y los triglicéridos).

Para prevenir complicaciones siga estos consejos:
# Use siempre zapatos amplios, confortables y bien acojinados. Tampoco deben ser demasiado holgados porque producen rozaduras.
# Use medias de algodón o lana, de tamaño adecuado y sin costuras, remiendos, dobleces ni ligas apretadas.
# Es necesario lavarse los pies diariamente, con agua tibia o fría, durante 5 minutos. No remojar durante periodos más prolongados para evitar la maceración. Es preferible usar un gel o jabón de pH ácido.
# Inspeccione sus pies a diario. La planta de los pies debe ser vista con la ayuda de un espejo. Si usted no puede hacerlo, es recomendable que lo haga un familiar.
# Tras el lavado es importante secar cuidadosamente los pies, evitando en lo posible la fricción con toallas rugosas. Seque bien los pliegues entre los dedos. Puede emplear luego un talco con óxido de Zinc sobre las zonas donde se acumula la humedad.
# En caso de que el pie presente abundante callosidad (sobre todo en los talones), sequedad o grietas, utilice una crema hidratante a base de lanolina. No la coloque en los pliegues entre los dedos.
# No utilice callicidas, ni corte ni manipule los callos u otras lesiones de los pies. Acuda a un podólogo.
# No corte las uñas. Sólo límelas con una lima de cartón (no metálica).

La falta de ejercicio y la ingesta de alimentos inadecuados son los factores que disparan la diabetes
Evaluación actual: 0 (0 votos)
Nota vista: 4319 veces