Inicio > Noticias > 2007 > El hambre afecta a 850 millones en el mundo

El hambre afecta a 850 millones en el mundo

Leticia Guel Serna, Coordinadora de la carrera de Nutrición de la Universidad Autónoma de Aguascalientes, a raíz del Día Mundial de la Alimentación afirmó que el hambre y la pobreza afligen todavía a más de 850 millones de personas en el mundo.

Dijo que en México prevalecen el sobrepeso y la obesidad, según la última encuesta nacional de nutrición y salud de 2006 y de acuerdo al índice de masa corporal en base a este se sabe que el 71.9 por ciento de mujeres mayores de 20 años y 66.7 por ciento en hombres padecen sobrepeso y obesidad, lo que representa un problema de salud pública.

Por lo que el gobierno debe promover programas y campañas de educación, orientación y sensibilización a través de universidades, de la industria alimenticia, medios de comunicación para fortalecer las áreas de salud específicamente sobre diabetes, obesidad y enfermedades cardiovasculares.

Anteriormente, comentó, se creía que era un problema de las poblaciones ricas como Estados Unidos pero la obesidad también existe en naciones con pobreza por el mal consumo o alimentación no saludable y elevada en azúcares y grasa.

Agregó que uno de los factores es la desigualdad en los niveles de ingreso de la población y la caída de los salarios reales que determinan la existencia de marcadas diferencias en el acceso a los alimentos, en cantidad y calidad.

Asimismo, las crisis recurrentes y la pérdida de empleos conllevan a un deterioro en la cantidad y calidad de los alimentos consumidos por familias de los trabajadores asalariados.
Las generaciones actuales están percibiendo una alimentación de menor calidad en comparación a la recibida por los padres. La pobreza alimentaría se distribuye de manera desigual en el territorio nacional, siendo los estados de Chiapas, Oaxaca y Guerrero los que presenta mayores porcentajes de población en esa condición.

Junto a estos problemas que afectan la calidad de la alimentación, hay otra cuestiones que generan sobrepeso y obesidad, como la pérdida de la identidad alimentaria nacional y modificación de los patrones de consumo, ya que cambiamos la comida tradicional por la que ofrecen restaurantes de comida rápida, establecimientos que no solo han cambiado la calidad sino también la cantidad.
Evaluación actual: 0 (0 votos)
Nota vista: 9368 veces