Inicio > Noticias > 2006 > Lanza obispo campaña pastoral contra la obesidad en Estados Unidos

Lanza obispo campaña pastoral contra la obesidad en Estados Unidos

La causa de este problema en su diócesis, son los malos hábitos alimenticios, la inactividad física y la falta de servicios sanitarios

El obispo de Wheeling-Charleston, Michael Bransfield, lanzó una campaña pastoral para luchar contra la obesidad en los Estados Unidos, problema de salud que cobra cada año miles de víctimas en esa nación.

Para ello emitió una carta titulada “Una Iglesia que sana”, con la cual se propone generar comunidades cristianas con salud y así enfrentar un problema que aqueja al estado norteamericano donde vive: Virginia, al noreste de Estados Unidos.

La causa de este problema en su diócesis, son los malos hábitos alimenticios, la inactividad física y la falta de servicios sanitarios.

El documento, que ya circula en los ámbitos católicos, propone que la Iglesia sea testigo confiable de la vida saludable mediante la palabra y la acción, y que se puedan crear ambientes donde la salud y el bienestar puedan ser posibles para todos.

Además, pide responder mejor a las necesidades de los jóvenes y los ancianos, alentar un espíritu de servicio entre todos y recuperar la antigua meta de lograr una vida espiritual que surja de una mente, junto a un cuerpo saludables.

“Sé que somos una Iglesia sana. Habiendo cruzado el umbral del tercer milenio, tenemos que encontrar nuevas y dinámicas formas para serlo. Debemos curar a los enfermos y alentar a los sanos”, señaló en un discurso que se distribuye con el documento.

“Los invito a comprometerse en una nueva forma de proclamar el Evangelio curando a los enfermos y a trabajar por la salud y el bienestar de cada uno, esa es la manera de ser verdaderos discípulos de una Iglesia que sana”.

Como remedio al flagelo, el prelado propuso en un financiamiento mayor a los servicios sociales, al seguro de salud pública, a los sistemas de transporte menos dependientes de los automóviles y a la distribución de alimentos saludables en las escuelas.

La causa de este problema en su diócesis, son los malos hábitos alimenticios, la inactividad física y la falta de servicios sanitarios
Evaluación actual: 0 (0 votos)
Nota vista: 2893 veces