Inicio > Noticias > 2005 > Crearán alianza contra la obesidad

Crearán alianza contra la obesidad

Una campaña multinacional para combatir la obesidad, al igual que se hace contra otras enfermedades, fue aprobada por los 200 médicos y otros científicos participantes en el 3er encuentro internacional para una longevidad satisfactoria

Tomará cuerpo ese propósito en una alianza que enfrentará ese mal con una concepción sistemática.

Uno de sus promotores, el doctor Richard Visser, de Aruba, ofreció en el evento una conferencia sobre la estrategia para combatir la obesidad en la región del Caribe y elevar la longevidad y la calidad de vida. Subrayó que tal padecimiento constituye un problema de salud pública, fuertemente asociado a estilos de vida inadecuados que elevan los índices de morbilidad y mortalidad poblacionales. Asimismo incrementa los gastos fiscales e individuales por concepto de servicios médicos y consumo de medicamentos.


La Organización Mundial de la Salud (OMS) reconoce la obesidad como una enfermedad y la asocia a las enfermedades crónicas no trasmisibles que representan actualmente alrededor del 60% de todas las defunciones y el 47% de la carga de morbilidad mundial. La OMS considera que esos porcentajes aumentarán notablemente en el presente siglo, principalmente por la evolución de las tendencias demográficas y de los modos de vida. En particular con las dietas poco saludables y la falta de actividad física.

El doctor Visser señala que la cuenca del Caribe es una zona geográfica donde la prevalencia de la obesidad se incrementa anualmente de manera importante, como lo indican los informes de prácticamente todos los países caribeños.


La cultura percibe la obesidad como una situación tolerable y que, tratándose de la mujer, se le puede considerar un factor de belleza. Paralelamente, aproximadamente el 50% de la población no identifica los riesgos, que se plantea, están asociados a la obesidad como factores capaces de inducir cambios en los estilos de vida, sobre todo en relación con los hábitos y conductas alimentarias y la actividad física.

Se refirió a los esfuerzos de divulgación que se realizan en Aruba y otros países para fomentar mejoría en los hábitos alimentarios. Cita los triángulos que señalan las proporciones de distintos tipos de alimentos y las categorías de niños, adolescentes, adultos y personas de la llamada tercera edad, según el sexo, que necesitan diferentes cantidades de alimentos.


En realidad, en el Caribe casi nadie utiliza esas pirámides, por lo que se proponen intensificar la divulgación de su conveniencia. Una modalidad será identificar con colores distintos productos. Ej. El verde incluirá los alimentos que se pueden ingerir tanto como desee la persona; el rojo recomienda no comerlo porque se trata de la comida chatarra que es la que menos alimenta y perjudica la salud.


Explica que la idea de la pirámide busca dar conocimientos a la población sobre cómo deben integrar la dieta para comer con garantía de salud. Plantea por otra parte la necesidad de incrementar la comunicación entre las islas del Caribe y éstas con América Latina, a fin de compartir información científica para desarrollar un efectivo enfrentamiento al problema de la obesidad en el subcontinente.


No resulta conveniente usar los datos de Estados Unidos o de Europa porque no sirven en el Caribe, donde existen temperaturas diferentes, culturas, maneras de comer y de vivir que difieren de las de aquellos países, advirtió el doctor Visser, para recomendar "que los caribeños tenemos que unirnos para ser más efectivos al atacar el problema de la obesidad, el cual significa enfrentarnos a la diabetes, enfermedades cardiovasculares, diferentes tipos de cáncer que vienen con la obesidad".


Concluye asegurando que es imprescindible el convencimiento de que la obesidad es una enfermedad; también recomienda iniciar su tratamiento desde la infancia y que la primera alimentación del bebé sea la leche materna en los primeros seis meses de vida. También limitar el consumo de azúcares y grasas y desarrollar la actividad física. Igualmente recomienda ofrecer clases de nutrición en las escuelas, tanto a los niños como a los padres y maestros.


Plantea la eliminación de ventas de comidas chatarra a los menores "porque comemos muchos carbohidratos, muchas cosas fritas, no desayunamos adecuadamente, lo cual contribuye a la obesidad. En un mundo de televisión, internet, juegos electrónicos, los médicos deben estar preparados para luchar contra los problemas que crean en los hábitos de vida, pero en realidad, la gran mayoría no está preparada para enfrentarla", concluye. 

Una campaña multinacional para combatir la obesidad, al igual que se hace contra otras enfermedades, fue aprobada por los 200 médicos y otros científicos participantes en el 3er encuentro internacional para una longevidad satisfactoria
Evaluación actual: 0 (0 votos)
Nota vista: 2543 veces