Inicio > Foros > Foros-detalle

Nuestros foros de discusión

Mi historia

por gustavo ramos
miércoles, 07 mayo 2003
Esta es la primera vez que escribo en el foro desde que ya hace algunos meses empezé a seguiros y antes de nada deseo enviar un saludo a todas/os los del foro. Esta es mi historia: Hace unos 7 meses lo vi claro, no me gustaba a mi mismo (por no decir cosas mas fuertes) y decidí cambiarlo. Mi problema de peso creciá poco a poco, y al final decidí mentalizarme que debia sustituir el beber y el comer por otras cosas, ya que hasta ese momento creo que lo hacía para apaciguar mis angustias. Y por ahora creo que lo he conseguido. Mido 175 cm y pesaba 95 kg cuando empezé a pesarme algún tiempo después de haber empezado el régimen y ahora peso 76 kg y no añoro nada de lo que hacía antes. He conseguido suprimir de mi dieta todo comida innecesaria como los embutidos de cerdo, queso de todo tipo (el queso es en la mayoria de los casos más de un 40% de materia grasa... una auténtica barbaridad, y yo comiá bastante), reducir la ingesta de pan (calculo que llegaba a ingerir mas 300 gramos diarios), el alcohol casi ni probarlo, y pasteles y dulces.... ya no me acuerdo de qué sabor tienen, y no quiero acordarme.... ah, y sobre todo... ejercicio diario, sin pasarse pero con constancia. La bicicleta y algo de gimnasia me han ayudado a conseguirlo Lo único que puedo aportar yo al foro es mi experiencia personal, y lo que he podido observar en mí durante este tiempo me gustaría compartirlo con vosotras/os : - Visitar un médico y pedirle un diagnóstico. - Encontrar un sustituto a la comida-bebida para apaciguar las angustias, en mi caso ha sido el deporte y la música (hasta he cambiado mis gustos musicales... algo bastante curioso!). - Nada de dietas mágicas, ni pastillas, todo natural... eliminar grasas de la comida y comer menos ... el principio de ingresar en el cuerpo menos energía de la que se gasta es lo único que impulsa al cuerpo a quemar las reservas de energia que tiene el cuerpo, la GRASA. Por ahí hay tablas de calorías que me ayudaron a ver lo que no debia consumir. - Mucha agua... para matar el gusanillo del estomago lo mejor es ahogarlo. - Deporte... pero algo que realmente me gustara hacer ya que sino seguro que al final acabaria por no hacerlo... esto es básico, si algo no nos gusta al final siempre acabamos por dejarlo. - Fijarme metas. Para acabar quiero dar ánimos a todos. La tarea de perder peso es dificil pero vale mucho la pena... Animos y un saludo [email protected]

Respuesta de maria victoria perez

miércoles, 07 mayo 2003
Bienvenido Zunzun! . Me alegro de tus resultados, dime, ahora ya estás en tu peso ideal?. En cuanto a los alimentos con muchas calorías, no estoy del todo de acuerdo contigo: Lo importante es aprender a comer adecuadamente, y no es posible que el plan sea un tormento, que hayamos desechado todo lo que nos agrade: podemos comer de TODO pero en cantidades y frecuencias razonables. Allí estará la palabra del profesional para indicarnos correctamente. Pasa que si desechamos totalmente lo que nos gusta, nos cansaremos y terminaremos abandonando el plan. Coincido en las demás reflexiones tuyas. Un beso. Gracias por compartir con [email protected] tu experiencia.

Respuesta de cielo hurtado

sábado, 07 junio 2003
Hola Zunzun. Te felicito por tus resultados, muy bien! Pero espero que hayas asumido el carácter de enfermedad crónica que es la obesidad, y eso significa que el plan alimenticio que adoptes debe de ser para toda la vida, o si no, espérate el odioso efecto rebote. No sé si se trata tanto de "eliminar alimentos" como de comer moderadamente un poco de todo, porque el resto de nuestra vida puede resultar ser demasiado tiempo, y no se puede vivir de forma tan austera para siempre. Cuando estás bajando, evidentemente que no van bien ni el queso ni el chorizo, pero en el mantenimiento si podrías comerte un pincho (¡pero un pinchito, eh?) de algunas de esas cosas de vez en cuando, y estas son palabras de mi médico, y eso incluye pizza, tortilla de patatas y otras cosas que en principio todo el mundo eliminamos de nuestra dieta de forma instintiva. La razón es que el cuerpo también necesita una dosis mínima de grasas para su buen funcionamiento, y siguen siendo palabras de mi médico. Pues nada, hecha esta observación que me parecció adecuada, te envío un saludo y te animo a pasar por aquí para seguir contándonos cómo lo llevas. Ciao.