Inicio > Foros > Foros-detalle

Nuestros foros de discusión

MEJORA TU RELACION DE PAREJA

por Katiuska Bianey Bautista
viernes, 26 enero 2007

 

 

 

!!


No todas las personas pueden alcanzar la felicidad y hacen felices a sus parejas de la misma manera, depende de algunas variantes como la personalidad, la edad, el temperamento, su historia, experiencia, momento específico del mes, la fase de la luna, la seguridad laboral, la inseguridad personal, el compromiso, la versatilidad, la imaginación y trillones de cosas demasiado numerosas como para mencionarlas.

El sentido común puede convertirse en el menos común de los sentidos, en especial, en nuestra relación amorosa. De lo que sí son capaces es de convertir a su pareja en alguien absolutamente miserable y es de eso de lo que hablan los expertos cuando se refieren a comportamientos negativos y malsanos.

Esto se puede evitar si se buscan los antídotos correspondientes, pero para ello primero hay que determinar qué puede llevar una relación a la ruina:

1 Las quejas

Si bien la felicidad puede o no sea contagiosa, la miseria ciertamente lo es. Si somos miserables y negativos y mal intencionados y encontramos siempre algo malo que decir sobre los demás o sobre lo que sucede a nuestro alrededor, descubriremos que hasta la persona más feliz se dará por vencida, se enfurecerá y se irá de nuestro lado.

Las personas quejumbrosas no llegan a ningún lugar, agravan las cosas y desesperan a sus parejas. En lugar de quejarte busca la manera de dejar de ser tan infeliz y trata de buscar lo bueno que tienes dentro y que la vida te ofrece.

2 Culpar

En lugar de resolver el problema y buscar por qué las cosas no funcionaron para asegurarte de que no vuelvan a suceder, culpas a tu pareja y eso hará que se vaya corriendo de tu lado o quizás que admita que ha sido su culpa, pero no vuelva jamás. Una relación puede ser un infierno cuando se juntan un quejumbroso y alguien que busca siempre culpar al otro.

3 Las odiosas comparaciones

Las comparaciones son por definición un enunciado de expectativas y la muerte de la serenidad. Nadie quiere ser medido en la vara de los otros ni sentirse inferior a los demás.

Una periodista le preguntó en cierta ocasión a un famoso playboy ¿por qué no se había casado? Él contestó “estuve siempre buscando la mujer perfecta”. Ella le preguntó ¿si nunca la encontró? y él le dijo: “Al contrario, lo hice, pero desafortunadamente ella estaba en busca del hombre perfecto”.

La perfección no existe, por esta razón, las comparaciones son una pérdida de tiempo que provocan grandes miserias y destruyen la relación.

4 Los berrinches

En lugar de conversar sobre el problema que pueda surgir en la relación, se demuestra la infelicidad sin tomar responsabilidad alguna por actuaciones infantiles y egoístas. Los berrinches son un terrorismo emocional, no decimos lo que está mal, no buscamos solución, pero sí nos ponemos a la defensiva y actuamos como inocentes criaturas, pero lo que estamos haciendo es un chantaje emocional.

5 Las amonestaciones

Nadie está dispuesto a seguir adelante en una relación en la cual la pareja se convierte en el adulto que intenta educar al niño o niña que todavía no ha madurado lo suficiente como para manejar el compromiso sentimental. Nadie quiere padres sino pares.

6 Los insultos

Las palabras son armas poderosas y, como tales, pueden herir de muerte a los sentimientos y terminar por separar a una pareja. El momento en que se faltan al respeto las cosas empeoran. Así que vale la pena recordar siempre aquel refrán popular famoso “lo que se dice no se recoge”.

7 Decir “tú siempre…” o “tú nunca…”

Decir una de estas dos frases es permitir que un problema se mantenga sin resolver. Esto sucede porque estas frases son muy efectivas en hacer que la persona atacada instantáneamente piense en una revancha y se inicie un camino sin salida.

Utilizarlas es la forma más rápida de ir de un desacuerdo a una guerra. ¡Mucho cuidado

8 Las quejas a terceros

Quejarse con la persona que nos hace infelices tiene mayor posibilidad de lograr un cambio. Pero andar quejándose con quienes nada tienen que ver en la relación, aunque sean familiares y amigos, es buscar problemas innecesarios e imposibles de resolver.

A nadie le gusta que alguien venga y le diga algo como “¡no me parece bien que te comportes así con fulano o mengana… ” El tema les compete a los dos.

9 Pasividad

Aunque no parezca así, la pasividad es un comportamiento muy controlador. Se controla al guardar las palabras, el amor, el sexo, la información y eso pudiera inspirar el frenesí en la pareja más activa.

Si te olvidas de que ésta es tu vida, que tienes una pareja, una oportunidad de hacer algo y decides no pensar, no hablar, no actuar, no cometer errores y sólo permites que sea tu pareja quien haga todo hasta que llegue el día en que se canse de que tú no hagas nada y no des un sólo paso, estarás en el camino más seguro de matar tu relación.

Después de todo, la mejor manera de hacerse víctima es no hacer nada y no hay nada más antipático que compartir una relación con alguien así.

10 Buscarle cinco patas al gato

Andar en busca de encontrar culpas que no se ven a primera vista es la mejor manera de hacer a tu pareja y a la relación miserable. Al incorporar la culpabilidad, la queja, el juicio, especialmente si quien lo hace es experto/a en ello, lograrás enfurecer a quien se siente víctima de esa manipulación.

Si en lugar de buscar lo bueno, lo positivo que puede ofrecernos esa media naranja, andamos en busca de todo lo que hace mal, de sus errores y sus caídas, lo único que conseguiremos es que nuestra pareja se sienta mal y que devuelva sus sentimientos de manera negativa.

La crítica positiva puede ser bien recibida si se la hace de manera correcta, la crítica permanente y sin fundamento no lleva a nada.

Respuesta de anca anghelescu

viernes, 26 enero 2007
Marisol te felicito por tomar la iniciativa de traernos a los foros tips como este, pues nos ayudan a mejorar muchisimo, te recomiendo que escribas algunos para las relaciones con los demas en general, por lo de la autoestima, y que te ven feo, te tratan mal por el simple hecho de ser gorda, gracias besos