Inicio > Salud > Los 'alicamentos' triunfan en la mesa, pero son bien caros

Los 'alicamentos' triunfan en la mesa, pero son bien caros

Incitados todos los días por las revistas y publicidades a comer sano para prevenir carencias o deficiencias, los consumidores están al acecho de todos los productos alimentarios susceptibles de mejorar su salud o preservar su juventud

Margarina contra el colesterol, yogurt para combatir el insomnio, jugos de frutas con multivitaminas: los 'alicamentos' son un éxito entre los consumidores que pagan más para alimentarse y prevenir enfermedades al mismo tiempo.

Los alimentos funcionales o 'alicamentos', conjunción de alimento y medicamento, son enriquecidos artificialmente por nutrientes muy diversos (por ejemplo: cereales o leche con vitaminas).

Estos productos, vendidos más caros que los alimentos de base, son la nueva punta de lanza de las empresas agroalimentarias que explotan este negocio especialmente rentable.

Las estanterías de los negocios están repletas de alicamentos de todo tipo y color y, aunque aún resta comprobar que la salud de los consumidores mejora al ingerir estos productos, las empresas agroalimentarias los venden como pan caliente.

Con Actimel, su producto lácteo con múltiples virtudes -tal como el aumento de la capacidad inmunitaria-, Danone logró un verdadero éxito. El año pasado, el grupo vendió en Francia 273 millones de botellas, lo que representa un crecimiento del 30 por ciento anual.

En el último salón de la alimentación se podía encontrar en diferentes locales una gran variedad de productos "ricos en Omega 3, Omega 6, fibras, calcio, proteínas, minerales, multivitaminas" o, inclusive, que "ejercen una influencia positiva sobre las tasas de colesterol".

Pero los alicamentos no suelen cumplir su meta "ya que no hay carencias de vitaminas o minerales en la mayor parte de la población" que accede a estos productos, indicó Olivier Andrault, director científico de una asociación de consumidores francesa.

Sin embargo, Andrault destacó el peligro actual de las tasas excesivas de materia grasa y azúcar en alimentos que producen sobrepeso y obesidad. Los fabricantes realizan una "verdadera contribución positiva" al implicarse en este dominio, resaltó.

Riesgo de artritis por carnes rojas

Washington. El riesgo de sufrir artritis reumática, una enfermedad incurable, aumenta entre los que consumen carnes rojas, reveló un estudio publicado por la revista Arthritis & Rheumatism.

La investigación realizada en Europa señaló que ese peligro se duplicó entre 25.000 personas que tenían un alto consumo de ese tipo de carnes, en comparación con otras cuyo consumo era mínimo.

La artritis reumática es un trastorno en el que el sistema inmunológico natural de las personas ataca las articulaciones sanas.

El informe sobre la investigación añadió que, en general, el mayor consumo de proteínas fue una de las fuentes del problema, el cual no pareció aumentar con el consumo de lípidos.

"Es posible que el alto contenido de colágeno de la carne produzca una sensibilidad especial del cuerpo y la producción consiguiente de anticuerpos contra esa sustancia", señalaron los autores del informe, Alan Silman y Deborah Symmons, de la Universidad de Manchester (Reino Unido), en el informe.

Incitados todos los días por las revistas y publicidades a comer sano para prevenir carencias o deficiencias, los consumidores están al acecho de todos los productos alimentarios susceptibles de mejorar su salud o preservar su juventud
Evaluación actual: 0 (0 votos)
Nota vista: 5315 veces